17 jun. 2014

Sin ti no vivo!!!

 Hoy voy a hablarles del Amor Romántico o idealizado, el cual, muchas veces es el culpable de que las relaciones no funcionen, no sean sanas, que las rupturas se hagan dolorosamente insoportables y difíciles de superar.

 El amor es un fenómeno universal pero su significado es una construcción social, por lo que su concepto cambia a lo largo del tiempo y es diferente en las distintas culturas. El Amor Romántico nació en la cultura Occidental en la Edad Media y hoy en día sigue muy presente en nuestra sociedad.
"Sin ti no soy nada los días que pasan, las luces del alba, mi alma, mi cuerpo, mi voz, no sirven de nada porque yo sin ti no soy nada" (Amaral)
 Canciones, libros, novelas… de este estilo hay miles, cuyo mensaje es que sin esa persona amada no podemos vivir, es imposible ser feliz, nos falta nuestra otra mitad o nos falta el aire para respirar. Y yo me pregunto:


  Antes de que apareciera, ¿no vivíamos, respirábamos, eramos felices y hacíamos nuestra vida?



 Pues seguramente la respuesta es un , así que, si esa persona se va o no está también podemos hacerlo. Pero la sociedad nos vende este tipo de amor y creemos que es el mejor y el que necesitamos en nuestras vidas para alcanzar la felicidad, pero realmente sabemos lo qué supone?



Algunas características del amor Romántico y lo que pueden suponer son:


  • Darle prioridad a la persona amada, incluso poniéndola por encima de nosotros mismos. 
La persona más importante en nuestras vidas tenemos que ser nosotros mismo, esto se puede confundir con egoísmo, pero si nosotros no estamos bien cómo vamos a estar bien para los demás, si nosotros no somos felices cómo vamos a hacer felices a los que nos rodean.
  • Dependencia de la otra persona 
Cualquier dependencia hacia una persona o cosa es negativa, nos condiciona y no nos deja actuar con libertad.
  • Pensar recurrentemente en la persona amada, incluso de manera obsesiva. Es nuestro centro de atención. 
Si pensamos constantemente en el otro poco a poco nos olvidamos de quienes somos, de nuestros sueños, de nuestra vida…
  • Sentimiento de angustia ante la idea del abandono 
Tener miedo a lo que pueda pasar sin que haya pasado, la anticipación no nos deja disfrutar del presente e incluso nos hace comportarnos de manera obsesiva y perjudicial para nosotros y los demás
  • Idealización, exageramos las virtudes y minimizamos los defectos 
Cuando idealizamos a una persona dejamos de ser realistas, podemos justificar lo injustificable.
  • Experimentar experiencias intensas de amor y sufrimiento 
Cuando se pasa del enamoramiento al amor los sentimientos son más estables y menos intensos, es casi imposible mantener la intensidad y si pensamos que es lo que debería pasar nos podemos frustrar y sentir decepcionados
  • El amor lo puede todo, se puede perdonar todo si hay amor y se puede sacrificar todo por amor 
Este pensamiento nos puede llevar a poner el amor por encima de nuestros valores, necesidades, principios… y eso hace que entremos en conflicto.
  • Deseos intensos de unión, exclusividad, fidelidad, correspondencia… 
Aunque estemos en pareja podemos tener deseos por otras personas y es algo normal y esto no tiene que significar que dejemos de querer a nuestra pareja. Lo importante es lo que hagamos cuando esto nos ocurra, no el hecho de que ocurra.


Estas características dan lugar a los mitos (falsas creencias) del Amor Romántico:


  • Mito de la media naranja: en alguna parte hay alguien predestinado para cada persona. 
  • Mito de la exclusividad: es imposible estar enamorado de dos personas a la vez. 
  • Mito de la pasión eterna: la pasión intensa del estado de enamoramiento debería durar siempre si no es que no es amor verdadero. 
  • Mito de la omnipotencia: el amor verdadero lo puede todo. 
  • Mito de la fidelidad: estar enamorado implica ser fiel en pensamientos y deseos. 
  • Mito de la perdurabilidad: el amor es eterno, dura para siempre. 
  • Mito del matrimonio: el matrimonio es la mayor prueba de amor, no hay otra opción. 
  • Mito de la pareja: la relación de pareja (monogamia) es inherente a la naturaleza humana y está presente en todas las culturas. 
  • Mito de los celos: los comportamientos de control de la pareja son una muestra de amor hacia la misma. 



En definitiva, el Amor Romántico puede generar expectativas difíciles de cumplir, nos puede volver obsesivos, controladores, exigentes, dependientes, que entremos en conflicto… Por eso me gustaría que reflexionáramos sobre cuales de estos mitos tenemos adquiridos y si de verdad nos ayudan a tener una mejor relación de pareja y nos hacen sentir mejor.





 El Amor es un sentimiento maravilloso cuando se vive en libertad, cuando lo que nos preocupa no es que nos amen sino el amar, cuando aceptamos a la pareja tal y como es, sin expectativas irreales, cuando hay una unión pero respetando la individualidad del otro, cuando se comparte y no se exige, cuando ante los problemas hay disposición de hablar y negociar, cuando vemos a la pareja como un ser libre y no una posesión, cuando hay una preocupación por la felicidad del otro pero sin anteponerla a la nuestra, cuando somos capaces de escuchar, entender y perdonar al otro sin dejar de escucharnos, entendernos y perdonarnos primero a nosotros mismos…


 Y para poder llegar a esto, primero tenemos que conocernos, querernos a rabiar, respetarnos, disfrutar con nosotros mismos… para que esa persona con la que decidamos formar una pareja no sea la responsable de nuestra felicidad sino un compañero con el que compartirla durante un camino que no se sabe hasta donde llegará.




No hay comentarios:

Publicar un comentario