27 ene. 2015

Evitar un fracaso o lograr un éxito

Muchos son las familias que acuden a la Brújula con la misma preocupación: Mi hijo/a no tiene motivación para estudiar, le da todo igual, parece que nada le importa... 

Hoy voy a tratar el tema de la motivación en los niños, después de leer un libro fantástico que les recomiendo,  "Todos los niños pueden ser Einstein", les escribo un extracto del libro que me ha llamado la atención y hace referencia a la demanda de muchas familias. 




La mayoría de los niños encuentran la motivación para estudiar o hacer algo en intentar lograr un éxito. Pero hay otros cuya motivación radica en intentar evitar el fracaso que temen, si no lo consiguen hacer bien. Estos niños motivados por miedo  al fracaso son:

- Los que tienen dificultades para obtener resultados incluso mediocres: Para salir de este pozo, no deben ponerse metas demasiado altas ni demasiado bajas. Deben escoger metas accesibles, en las que puedan triunfar, y así aumentar su confianza.
- Los que sacando resultados mediocres, presumen ante cualquier éxito: Deben ser alabados solo en lo que merece la pena destacar de su logro y silenciar el resto, para que adquieran mas realismo sobre su capacidad.
-Los que eluden las tareas, escolares o domésticas: Deben mandárseles tareas que realicen bien y con cierta satisfacción desde el inicio e ir estimulándoles para resolver tareas cada vez mas complicadas.
-Los serviles ante la autoridad o ante los compañeros mas inteligentes.
-Los que por falta de conocimientos básicos, ven las tareas más difíciles de lo que son.

COMO UN PIANO. 


La persona es como un piano. Cuantiosas teclas, cuerdas que emiten notas capaces de infinitas melodías. Pero un piano en manos de un aficionado es incomparable con lo que dar de si en manos de un prestigioso músico, capaz de las melodías mas grandiosas de la humanidad.
Solo dependiendo de quien está detrás del piano. Porque el piano sigue siendo el mismo. Cuanto es capaz un niño y un adolescente, al igual que el piano, depende de quien esté detrás estimulando su motivación.

Por tanto es responsabilidad de padres y educadores encontrar la motivación en los más pequeños hay muchas maneras diferentes de fomentarla, solo tenemos que tener en cuenta cuales son las características personales de nuestros niños para encontrar la mejor manera de aumentarla ¿ Qué motivación fomentamos? ¿La que esta orientada a conseguir un éxito? O por el contrario ¿la que intenta evitar un fracaso? ya saben depende de quien este detrás del piano conseguiremos que suenen maravillosas melodías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario